CartaMenúsJornadasMenús GastronómicosOfertasEventos
 

Restaurante Parada de francos cerca de Santiago de Compostela

Especialistas en carnes a la brasa con huerta propia y tortilla de bacalao y tortilla de pulpo

Parada de Francos posee un restaurante acogedor, que complementa la casa rural con un ambiente familiar propio de un lugar idóneo para el descanso. El restaurante Carboeiro, ubicado en una construcción separada de la casa por el Camino Portugués, cerca de Santiago de Compostela, y cuenta con dos comedores y un cenador . Capacidad para 80 personas, y destaca por su especialidad culinaria. Durante todo el año la carne hecha a la brasa, así como los pescados una de las comidas más populares y típicas de Galicia. Famoso por su tortilla de bacalao y tortilla de pulpo.

Si estás buscando un restaurante donde merezca la pena darse un homenaje gastronómico siguiendo las recetas tradicionales, este es el lugar idóneo, ya que es una perfecta expresión de la cultura culinaria de Galicia. Desde el año 2007, esta casa de comidas permite saborear las especialidades de una cocina tradicional, rica y variada: todo tipo de pescados, siempre frescos y adquiridos en el mercado local más cercano, y carnes, en especial, de ternera gallega.

Además de poder disfrutar de un menú especial para peregrinos y del ambiente tranquilo, tanto en los comedores como en el cenador, en Carboeiro tenemos la mejor oferta gastronómica de comida típica de la región, ya que nos caracterizamos por servir productos locales de temporada de nuestra propia huerta.

Te proponemos una cocina tradicional gallega combinada con un entorno rural excepcional y con un trato familiar para que tus celebraciones sean todo un éxito o para que puedas disfrutar de un merecido descanso tras hacer el Camino Portugués, con un especial menú para peregrinos y peregrinas.

Además de una amplia variedad de entrantes, pescados y carnes, nuestro establecimiento cuenta con una carta de sugerencias que modificamos regularmente en la que encontrarás nuevos platos con productos de cada temporada. Precisamente, lo que nos diferencia son tanto los productos frescos, que adquirimos en el mercado local más cercano, como los productos de nuestra propia huerta.

Regresar a los orígenes de la cocina y apostamos por la rusticidad, teniendo el producto local como protagonista absoluto de los fogones. Para ello, qué mejor que acudir a los alimentos en origen, sin intermediarios. Y nada como producirlos uno mismo para autoabastecerse. Este es sin duda nuestro punto fuerte dentro de la gastronomía: la naturaleza y los fogones, la creatividad y las técnicas más innovadoras. Todo al servicio de la materia prima.